Cuándo necesitas licencia de obra menor y cuándo NO hace falta

Hay algunas obras para las que es indispensable pedir licencia. Pero hay otras para las que no hace falta. Certicalia te lo aclara.

Certicalia
Certicalia Gestión de trámites técnicos

Las posibilidades de mejorar y reformar una vivienda son prácticamente ilimitadas. Por eso, a la hora tomar la decisión y dar el paso, la duda acecha: ¿necesito permiso?, ¿no lo necesito? Y, como lo que menos apetece cuando uno se dispone a darle una nueva imagen a su casa o a hacerla más confortable, es acabar con la propiedad precintada y con una sanción, te explicamos qué obras no requieren licencia. Entérate de si tienes que realizar algún trámite antes de emprender las reformas.

A lo largo de la publicación nos vamos a encontrar con estos tres casos:

  • Obra menor que requiere una licencia de obra menor.
  • Obra menor que necesita comunicación previa.
  • Obra menor que no necesita nada, ni licencia de obra menor ni comunicación previa.

¿Qué se considera una reforma de obra menor?

Lo primero de todo, si nos paramos a considerar si nuestro proyecto será considerado una obra menor, valoramos la complejidad de este, el volumen de obras o su trascendencia para el edificio. Las obras menores no afectan a la estructura del inmueble, así que podemos descartar toda modificación de elementos sustentantes como las paredes. Por otra parte, se caracteriza por su sencillez técnica y no supone un gran desembolso, pues una obra menor sería una reparación, por ejemplo. 

Entonces, si la obra que te propones no afecta a la seguridad estructural, no tiene carácter público y es sencilla, no comprometiendo la seguridad de nadie y por tanto no no requiriendo un proyecto firmado por un profesional, se trata de una obra menor. A continuación pasaremos a analizar si tu obra necesita una licencia de obra menor o no,

¿Cuándo necesitamos solicitar un permiso de obra menor?

Si en tu ciudad te es requerida una licencia de obra menor para poner en marcha tu proyecto, entonces no te queda otra que realizar este trámite. La administración local se encarga de controlar este asunto, pues es competencia municipal, de modo que deberás dirigirte a tu ayuntamiento. Ellos te facilitarán los requisitos y la documentación a rellenar. Se solía hacer directamente en ventanilla, pero debido a la crisis sanitaria es más recomendable resolverlo online.

Es muy recomendable pedir la licencia antes de comenzar la reforma para evitarnos una sanción. El permiso debería ser emitido en un plazo máximo de 15 días. 

El precio de una licencia de obra menor dependerá de que esta sea una ampliación o una modificación, pudiendo suponer entre un 3% y un 5% del presupuesto según el municipio y contándose excepciones para presupuestos bajos. Este coste se debe al pago de los derechos municipales. Como la obra en sí misma no debería ser cuantiosa, el precio de esta licencia tampoco será desorbitante. 

¿Cuándo NO es necesario solicitar una licencia de obra menor?

Las actuaciones que uno puede realizar en su vivienda sin trámite alguno con la administración son muy pocas. Y es que, no tener que pedir licencia de obras no es sinónimo de no tener que informar al Ayuntamiento correspondiente de que se van a desarrollar ciertos trabajos.

Esta información se realiza mediante lo que se conoce como comunicación previa de obras menores a las que, en ciudades como en Mérida, se refieren incluso como obras inocuas. El calificativo da una idea del calado de los trabajos que se pueden desarrollar bajo este tipo de trámite.

Reformas con o sin licencia

¿Cuándo es necesaria la comunicación previa obras menores?

Las pequeñas reformas requieren de comunicación previa a la administración. Esto es así en multitud de ciudades, desde Madrid a Zaragoza, pasando por Mérida, Bilbao o Vigo. Este trámite, que generalmente se puede realizar online, exige rellenar un formulario. Y que se aporte documentación adicional. Como por ejemplo una memoria de actuación, un plano y el presupuesto. También hay que pagar las tasas.

¿Qué reformas o mejoras están sujetas a una comunicación previa?

Pues bastantes, aunque la última palabra la tendrá el ayuntamiento de la ciudad donde residas. Sin embargo, entre las mejoras que por lo general deben cumplir este trámite, figuran los cambios de ventanas. Así como de barandillas o persianas. También la instalación de fontanería, electricidad o calefacción, entre otras.

Ahora, lo que una ciudad entiende como objeto de comunicación previa, no tiene porque replicarse en otra. Varios ejemplos lo ilustrarán mejor. Así, mientras en Zaragoza la pintura del hogar requiere de este trámite, en Madrid el ayuntamiento especifica que pintar no tendrá que someterse a este procedimiento. Esto significa que ahí sí podrá realizarse sin pedir permiso alguno. E incluso sin comunicarlo.

Reformas que se pueden hacer sin licencia de obra menor y sin comunicación

Siguiendo con el ejemplo de Madrid, la ordenanza municipal exime de comunicación previa y de licencia otros trabajos. Como soldados, alicatados, enyesados o, también, la sustitución de instalaciones propias. Aspecto, este último en el que difieren otras capitales como Vigo, donde la sustitución de instalaciones privativas de agua, luz o electricidad está sometida a comunicación previa.

Frente a estas divergencias, hay aspectos en los que suelen coincidir la mayoría de las capitales. Y que alteran este esquema. Por ejemplo, si alguna de las actuaciones mencionadas se va a ejecutar en edificios con algún tipo de protección. O si, por cualquier razón, pueden suponer una alternación de la estructura, entonces la cosa cambia y será necesaria licencia.

Como ves, este es un tema que entraña cierta complejidad, en especial por las divergencias que existen entre ciudades. Por ello, antes de dar cualquier paso, lo ideal es aclarar cualquier duda en tu ayuntamiento o consultar a un profesional que, además, te asesorará sobre la solución más adecuada para reformar tu vivienda, ya sea para revalorizar y poner pisos en venta o sencillamente para darle un lavado de cara a tu hogar. Y para hacerlo de acuerdo con la normativa. 

Comentarios