Cómo dar luz natural a una habitación sin ventanas

Fotocasa
Fotocasa Fotocasa Life - Actualidad, inspiración y cultura inmobiliaria

Está demostrado que la luz natural aporta numerosos beneficios a la salud y al bienestar de las personas. De hecho, varios estudios afirman que la luz solar estimula la producción de endorfinas y serotonina, las encargadas de que nuestro corazón y nuestro estado anímico funcionen a la perfección. Así que siempre que sea posible debemos intentar recurrir a ella.

Tanto es así, que la luz natural es una de las 5 razones por las que los españoles se cambian de piso desde la pandemia. Y es que el confinamiento ha hecho que demos más importancia que nunca a viviendas que dispongan de luz y de espacios exteriores.

Sin embargo, no todos los inmuebles disponen de ella. Por ello, es importante saber cómo podemos potenciar la luz natural en una habitación sin ventanas y en todas aquellas estancias con poca iluminación.

El confinamiento ha hecho que demos más importancia que nunca a viviendas que dispongan de luz y de espacios exteriores

Beneficios de la luz natural en las viviendas

Además de calidez y bienestar, las viviendas que disponen de luz natural desprenden un encanto especial, que se percibe en todos sus rincones, que parecen más amplios y limpios.

Y no sólo eso. Los inmuebles con iluminación natural ofrecen muchos otros beneficios, que impactan directamente en la calidad de vida de las personas que viven en ellos y en la salud de las viviendas en sí. Por ello, la mayoría de viviendas de obra nueva se orientan y construyen para aprovechar al máximo la luz solar.

Las luz natural impacta directamente en la calidad de vida de las personas y también en el bienestar de los edificios y viviendas

En primer lugar, dado que la luz solar aporta calor, aquellas viviendas en las que el sol incida directamente, se calentarán más y, por lo tanto, ahorrarán en la factura de la luz, ya que la demanda de calefacción será mucho menor.

Asimismo, el calor generado por el sol también contribuye a eliminar las bacterias y las humedades en la vivienda, que suelen aparecer en ambientes más oscuros y con poca ventilación, y que causan verdaderos problemas a las personas que viven en ellas.

Otro de los factores por los cuales las viviendas que disponen de luz natural gozan de más acogida, es porque la instalación de placas solares será mucho más efectiva, ya que conseguirán generar más energía.

La luz solar contribuye a mantener el calor del hogar y, además, ayuda a eliminar las bacterias y humedades que se generan en ambientes oscuros y con poca ventilación

Sin embargo, como apuntábamos, no todas las viviendas gozan de luz natural, por lo que debemos recurrir a una serie de trucos para potenciarla al máximo, especialmente ahora, que muchos ciudadanos hacen teletrabajo.

 

4 trucos para dar luz natural a espacios sin ventanas

Existen varios trucos que permiten potenciar la luz natural a todas aquellas habitaciones que no dispongan de puertas ni ventanas. Te los contamos!

  • Redistribuye el espacio y recurre a muebles bajos que dejen pasar la luz natural 

La distribución de cualquier estancia de la casa es primordial a la hora de ampliar el espacio y dejar pasar la luz natural. Por este motivo, lo primero que debemos hacer es analizar si la habitación que queremos iluminar está bien organizada y, sobre todo, que cuente con muebles bajos y estanterías abiertas, que ofrecen una gran capacidad de almacenaje y, además, no obstaculizan el espacio y dejan pasar la luz.

Sin embargo, como esto no será suficiente, deberemos recurrir a la luz artificial. Para ello, nada mejor que prestar atención a qué dicen los expertos sobre cómo elegir la mejor iluminación para nuestra casa y, en especial, en las habitaciones sin ventanas.

  • Interconecta estancias con paredes y puertas de cristal para potenciar la luz natural 

Las reformas más demandadas en los últimos años son todas aquellas destinadas a interconectar estancias, para disponer de más espacio, potenciar la luminosidad de la vivienda y crear una sensación de amplitud.

Por ello, podemos plantearnos tirar un tabique y, así, unir una habitación sin ventanas a una que sí disponga de ellas, así como recurrir a paredes o puertas correderas de cristal, que dejan pasar la luz pero, al mismo tiempo, permiten mantener las estancias separadas.

  • Viste la habitación con colores claros, que amplían el espacio y ayudan a potenciar la luz natural

No hay nada mejor para potenciar la luz natural de una estancia que vestirla con colores claros, como el blanco o el beige, que aportan calidez y luminosidad. Y es que los colores fríos, así como los fuertes y saturados, generan sensación de nerviosismo, empequeñecen el espacio y no logran reflejar la luz.

Así, es recomendable optar por colores para tu casa que nunca fallan, como los tonos neutros y cálidos como base para las habitaciones que no dispongan de luz solar. 

  • Decora la habitación con espejos, para reflejar la luz natural 

Otros elementos que contribuirán a potenciar la luz natural en aquellas estancias sin ventanas son, sin duda, los espejos. Estos permiten que cualquier rayo de luz se refleje en ellos, por lo que, además de potenciar la luminosidad, nos permitirán jugar con sus formas y colores, para crear rincones mágicos.

Los muebles bajos, las paredes y puertas de cristal, los colores claros y los espejos son la clave para dar luz a una habitación sin ventanas

Ya sabemos cuáles son las claves para potenciar la luz natural, para que todas las estancias de nuestra vivienda brillen con luz propia.

Comentarios