12 noviembre 2019

Con la llegada de la nueva ley hipotecaria, las principales comisiones de las hipotecas han experimentado cambios importantes, algo que debes tener muy en cuenta a la hora de elegir el préstamo para la compra de vivienda que mejor se adapta a tus necesidades.

En concreto, dos son los cargos que –desde el pasado mes de junio- se han visto afectados por esta normativa: la comisión de apertura (que es la que se paga cuando contratas una hipoteca) y la de amortización anticipada (que se abona si quieres devolver tu deuda antes de tiempo).

Obviamente, recuerda que en el mercado siempre puedes encontrar hipotecas sin comisiones y que muchas ellas, incluso, figuran entre las mejores hipotecas variables y las mejores hipotecas fijas del momento

Comisión de apertura

Antes de la llegada de la nueva ley hipotecaria, los bancos podían cobrar dos comisiones cuando el cliente contrataba una hipoteca: la de apertura y la de estudio. Además, no existían límites para ninguna de ellas.  La aplicación de la nueva norma sigue sin imponer un tope, pero lo que sí establece es que el único cargo que podrá aplicarse al cliente será el de apertura, con lo que el de estudio desparece. 

Las comisiones por amortización anticipada 

Cuando decides devolver parte de tu hipoteca antes de tiempo, algunas entidades te cobran comisiones de amortización anticipada. Hasta que llegó la nueva ley hipotecaria, estos cargos eran de dos clases: 

  • La comisión por desistimiento, aplicable tanto en las hipotecas fijas como en las variables. Esta comisión tenía un tope del 0,5% de la cantidad amortizada (durante los cinco primeros años de vida del préstamo) o del 0,25% si la operación se producía después.
  • La comisión por riesgo de tipo de interés, que solo se usaba en las fijas y exclusivamente si en caso de que el banco perdiera dinero como consecuencia de la operación.

Con la entrada en vigor de la nueva ley hipotecaria, las dos comisiones por amortización anticipada empiezan a tener nuevas limitaciones:

Comisión por desistimiento (para hipotecas variables y fijas)

El banco podrá escoger entre:

  • Cobrar un máximo del 0,15% durante los cinco primeros años de vida de la hipoteca (y después de ya no cobrar nada).
  • Cobrar un máximo del 0,25% durante los tres primeros años (y después, nada).

Comisión por riesgo de interés (para hipotecas fijas)

Los límites se situarán en:

  • Un 2% durante los 10 primeros años.
  • Un 1,5% a partir del undécimo año.

En resumen: las comisiones con la nueva ley hipotecaria

Facebook Comments