22 febrero 2017

Los llamados créditos verdes son noticia: recientemente, una gran compañía eléctrica ha logrado obtener 500 millones de euros para financiar varios proyectos relacionados con el impacto medioambiental y las renovables.

Estos productos, sin embargo, no son exclusivos para grandes empresas, ya que tú también puedes obtener un préstamo específico (de menor importe, lógicamente) para instalar placas fotovoltaicas, para aislar las ventanas de tu casa o para llevar a cabo cualquier otra reforma que mejore la eficiencia energética de tu hogar.

¡Sigue leyendo y entérate de todos los detalles!

¿Cuáles son las ventajas de los préstamos verdes?

Lo primero que debes saber sobre los préstamos para mejorar la eficiencia energética, también llamados créditos verdes o ecocréditos, es que su objetivo específico es financiar cualquier proyecto que tenga un impacto positivo sobre el medio ambiente. Como son para una buena causa, los bancos que los conceden ofrecen unas condiciones de financiación muy atractivas, aunque lógicamente tendrás que demostrar con un justificante (el presupuesto o la factura proforma del proyecto) que vas a utilizar el dinero para hacer de tu vivienda un hogar energéticamente sostenible.

En cuanto a las condiciones específicas de estos créditos, en general su tipo de interés es más reducido que el de los préstamos convencionales para reformas y, en algunos casos, cuanto mayor sea el nivel de eficiencia energética que quieras alcanzar, más bajo será el interés aplicado. Además, algunos bancos no te cobrarán las comisiones que suelen incluir en sus productos o te bonificarán el coste de los gastos de apertura o de estudio.

Los préstamos verdes para mejorar la eficiencia energética de una vivienda reúnen también todas las ventajas que suelen ofrecer los créditos para reformas: financiación del 100 % del proyecto con un importe máximo muy elevado, plazo de reembolso prolongado para poder devolver en dinero en cómodas cuotas, tipo de interés fijo para que el importe de las mensualidades sea siempre constante, etc.

Préstamos para eficiencia energética

Finalidades de los ecocréditos

Respecto al uso que puedes darle a estos créditos, debes saber que en general podrás emplear el dinero para llevar a cabo cualquier proyecto que tenga un impacto positivo sobre el medio ambiente, aunque normalmente se suelen utilizar para lo siguiente:

  • Instalación de placas fotovoltaicas o térmicas para obtener electricidad o agua caliente de forma limpia y sostenible.
  • Instalación de un sistema de tratamiento de aguas residuales para no contaminar tu entorno.
  • Instalación de ventanas con cristales aislantes para que el calor no se escape en invierno y ahorrar así en calefacción.
  • Instalación de un sistema de recogida de aguas pluviales para aprovechar el agua de la lluvia para regar el jardín o para cualquier otro uso doméstico (rellenar la cisterna del inodoro, por ejemplo).

Los ecocréditos también se pueden utilizar para financiar cualquier otro proyecto ecológico que no implique reformar tu vivienda. En general, con estos productos también podrás financiar la adquisición de vehículos eléctricos e híbridos, o que tengan emisiones de dióxido de carbono muy por debajo de la media. Si lo prefieres, puedes emplearlos para comprar electrodomésticos con una etiqueta energética de clase A o superior, como un frigorífico, una lavadora o un lavavajillas.

Facebook Comments