7 junio 2017

Si tienes una vivienda y todavía no te has tomado en serio su certificación energética, es momento de ponerse a ello porque, no hacerlo, puede derivar en multas de hasta 6.000 euros, según la Ley 8/2013 de rehabilitación, regeneración y renovación urbanas. ¿Quieres saber a qué sanciones te expones y por qué motivos? Lo respondemos a continuación.

Hasta 600 euros por anuncio de venta o alquiler sin certificado energético

Las multas por incumplir las obligaciones de certificación energética arrancan con las que se consideran como leves, castigadas con entre 300 y 600 euros. Las infracciones leves del certificado energético incluyen:

  • Un propietario tiene que tener un certificado de eficiencia energética en vigor para vender o alquilar prácticamente cualquier propiedad. Aunque, existen algunas excepciones al certificado de eficiencia energética.
  •  Poner un anuncio de venta o alquiler sin incluir la calificación energética se sanciona con hasta 600 euros.

Además de esta comisión, están consideradas como infracciones de carácter leve otras tan comunes como:

  • No renovar un certificado energético caducado
  • La certificación no incluya el contenido mínimo que establece la normativa
  • La etiqueta de eficiencia energética no tenga el formato o los contenidos recogidos por Ley

No registrar el certificado, hasta 1.000 euros

Muchas veces un descuido en los trámites del certificado de eficiencia energética, puede hacer que se cometan infracciones graves:

  • ¿Tramitaste tu certificado pero te olvidaste de registrarlo o de pedirle a tu técnico certificador que lo hiciera? Pues compruébalo porque con este incumplimiento se da un paso más, al estar considerado como infracción grave. Por ello, el descuido en este trámite te puede costar entre 601 y 1.000 euros.
  • ¿Tienes tu documento de eficiencia energética y acabas de vender o alquilar tu vivienda pero no has entregado el certificado? Pues ahí tienes otra infracción de carácter grave, entre las que figura también la exhibición de una etiqueta que no concuerde con el certificado.

Cualquier vulneración en el procedimiento establecido para obtener la certificación energética acarreará multas por la misma cuantía. La visita a la vivienda forma parte de los pasos obligatorios, por lo que es conveniente tenerlo en cuenta si tu certificado se emitió sin este trámite o si alguien te ofrece servicios de certificación que no incluyen la visita al inmueble.

Falsificación en la acreditación energética, infracción muy grave

Se dice que en España somos muy de tirar de picaresca. Sea cierto o no, antes de plantearte ponerlo en práctica y falsificar la certificación energética quizá te interese saber que este, precisamente, es uno de los supuestos considerados como infracción muy grave de la normativa.Con multas de 1.001 a 6.000 euros, se considera también una violación muy grave la inclusión en un anuncio para la venta o el alquiler de una etiqueta que no esté respaldada por un certificado en vigor.

De vuelta a la picaresca, todo aquel que piense sacarse un dinero sin cumplir con los requisitos para ejercer como técnico certificador o como agente independiente para el control de la certificación de edificios se expone a multas de hasta 6.000 euros.
Los expedientes sancionadores recaerán sobre las personas, empresas o comunidades de bienes que incumplan las obligaciones de certificación energética. Si hay alguien que, tras ojear la cuantía de las sanciones, considera que los beneficios de burlar la normativa superan lo que cuesta una multa, la Ley también ha pensado en eso y, en estos casos, se sancionará en función de las ganancias obtenidas.
Para evitar todo esto, si todavía no tienes certificado energético, contacta con un técnico certificador que examine tu inmueble y realice todos los trámites necesarios para que cuentes con una certificación de eficiencia energética válida y debidamente registrada.

Facebook Comments