7 febrero 2019

Las familias y empresas que se declararon en concurso de acreedores (suspensión de pagos y quiebras) ante la imposibilidad de afrontar sus pagos y deudas sumaron 5.635 en 2018, lo que supone un descenso del 2,1% respecto a 2017, según la Estadística de Procedimiento Concursal del Instituto Nacional de Estadística (INE) publicada este jueves.

Este descenso anual fue consecuencia del retroceso en un 3,1% de las empresas en concurso, hasta sumar 4.131, ya que las familias que se declararon en quiebra se incrementaron un 0,8% en el conjunto de 2018, encadenando su tercer ascenso anual consecutivo tras el de 2017 (+56,1%) y 2016 (+47,3%), aunque mucho más moderado. En total, 1.504 familias entraron en concurso el año pasado.

Dentro del segmento empresarial, en 2018 descendieron los concursos presentados por sociedades anónimas (-13,6%) y limitadas (-2,7%), hasta 367 y 3.337 procedimientos, respectivamente. Sin embargo, por tercer año consecutivo se incrementaron los procedimientos concursales en las personas físicas con actividad empresarial, un 18,9%, hasta totalizar 333 concursos.

Sumando familias y empresas, el número total de deudores concursados alcanzó la cifra de 5.635 en 2018, un 2,1% menos que en 2017. De esta forma, se vuelve así a tasas negativas después de que los deudores concursados crecieran un 9,5% en 2017.

Por tipo de concurso, en 2018 se registraron 5.287 concursos voluntarios, un 1,5% menos que en 2017, y 348 necesarios, un 9,1% menos. Atendiendo a la clase de procedimiento, los ordinarios disminuyeron un 14,4% y los abreviados, un 0,3%.

El 37,8% de las empresas concursadas en 2018 se encontraban en el tramo más bajo del volumen de negocio (hasta 250.000 euros) y eran, principalmente, Sociedades de Responsabilidad Limitada.

Según Estadística, el 73,3% de los deudores concursados en el año 2018 eran empresas (personas físicas con actividad económica y personas jurídicas).

 

Cataluña lidera los concursos

Por actividades, las de comercio y construcción concentraron el 37,9% del total de empresas concursadas en 2018. Las actividades económicas que más recortaron los concursos el año pasado fueron actividades profesionales (-16,9%); resto de servicios (-11,4%), y construcción (-4,3%).

Por contra, las actividades donde más aumentaron los concursos el año pasado estuvieron lideradas por transporte y almacenamiento (+16,9%); agricultura y pesca (+9,3%) y hostelería (+8,9%).

Por actividad económica y tramo de antigüedad, el 21,4% de las empresas concursadas en el año 2018 tenían una antigüedad de 20 o más años. Por su parte, el 21,5% tenían cuatro o menos años de antigüedad.

La actividad económica con mayor porcentaje de empresas concursadas con una antigüedad de 20 o más años fue el comercio (29,4%).

En 2018, Cataluña volvió a ser la comunidad autónoma con mayor número de deudores concursados (1.577), seguida de Madrid (941) y Comunidad Valenciana (756). Estas tres comunidades concentraron el 58,1% del total de deudores concursados. Las regiones con menor número de deudores concursados fueron La Rioja (35), Cantabria (39) y Navarra (50).

 

Datos del cuarto trimestre

Durante el cuarto trimestre de 2018, el número de deudores concursados ascendió a 1.489, un 3,7% menos que en el mismo periodo de 2017 y un 38% más en tasa intertrimestral (cuarto trimestre de 2018 sobre tercer trimestre del mismo año).

Del total de concursos declarados entre octubre y diciembre del año pasado, 1.087 los presentaron empresas, un 4,3% menos que en el mismo periodo de 2017 y un 39,7% más que en el tercer trimestre de 2018.

Por su parte, las familias que se declararon en concurso en los tres últimos meses del año pasado alcanzaron las 402, un 2% menos que en el cuarto trimestre de 2017 y un 33,6% más en tasa intertrimestral.

Facebook Comments