7 agosto 2020

Los datos de transacciones inmobiliarias correspondientes al pasado mes de junio de 2020 dados a conocer hoy por el INE, reflejan un descenso interanual del 34,3% y representa el cuarto mes de caídas consecutivas después del descenso registrado el pasado mes de mayo (53,7%), en abril (39,2%) y el del mes de marzo (18,6%). Fue el pasado mes de febrero cuando esta estadística había vuelto a los registros positivos (2,3%), tras seis meses consecutivos de datos en negativo, consecuencia de la entrada en vigor de la Ley Hipotecaria.

Los datos recogidos en el mes de junio, al igual que ya se vio con los datos del mes de mayo, abril y marzo, son una consecuencia directa de la declaración del estado de alarma por parte del Gobierno por la crisis del coronavirus y que finalizó el pasado 21 de junio. “Los datos del mes de junio muestran una caída más moderada que los datos del mes de mayo y abril, lo que podría indicar que poco a poco las cifras de compraventa vayan a mostrar caídas más leves con el inicio de la Nueva Normalidad y quizá en pocos meses volvamos a los datos registrados antes de la pandemia”, explica Anaïs López, directora de Comunicación de Fotocasa.

La cifra de 27.221 operaciones de vivienda cerradas durante el mes de junio de 2020 es la más baja en un mes de junio desde 2014, cuando se registraron 26.132 operaciones cerradas y nos devuelve a datos similares de los meses de marzo y abril de 2015, meses en los que las operaciones rondaban por las 27.000 al mes.

Desde Fotocasa recuerdan que es posible que “algunas operaciones registradas en el mes de junio sean las que se habían quedado paralizadas por el estado de alarma decretado en el mes de marzo o de operaciones que se habían quedado pendientes de cerrar”, explica la Directora de Comunicación.

Desde el portal inmobiliario Fotocasa se ha ido detectando un gran movimiento en el sector inmobiliario con el inicio de la desescalada, que nos hace ser optimistas frente al futuro del sector inmobiliario y podría indicar que la recuperación en este sector pueda ser más rápida de lo esperado. “De hecho, los primeros datos de los que disponemos en Fotocasa sobre la demanda de vivienda señalan que esta se mantiene estable después del estado de alarma y en niveles casi idénticos: del 22% de particulares entre 18 y 65 años que estaban buscando una vivienda antes de la pandemia se ha pasado al 21% que hay después”, explica Anaïs López.

Lo que es importante recordar es que el perfil del comprador de vivienda después de la pandemia ha cambiado. Ahora se buscan viviendas más grandes, más zonas exteriores (terrazas, jardines, patios…), con más luz natural. “Y es que los espacios al aire libre han pasado de ser el motivo principal de búsqueda de vivienda del 11% de demandantes al 17% después de la pandemia. Tendremos que ver si el sector inmobiliario es capaz de dar respuesta a esta nueva demanda y si la economía mantiene una evolución razonable esta nueva demanda pueda llegar a concretarse en cierres de operaciones”, concluye la directora de Comunicación.

Facebook Comments