6 julio 2020

Las responsabilidades de los avalistas en los arrendamientos de viviendas ¿también se extiende a los períodos de prórroga obligatoria? Los expertos de la Agencia Negociadora del Alquiler (ANA) responden a esta duda para aclararnos qué podemos hacer en este caso.

Contrato de arrendamiento en período de prórroga

La responsabilidad de los avalistas o de los fiadores, que es lo mismo, en los arrendamientos dura o alcanza lo que las partes hayan pactado en los contratos, porque el pacto es legítimo en esta materia. Ahora bien, si los contratos de arrendamiento no dijeran nada sobre la duración o alcance de la responsabilidad de los avalistas, ésta se extendería a los períodos de prórroga obligatoria y también a los períodos de prórroga opcional o tácita del art. 10 de la LAU, siempre que estuvieran vigentes los arrendamientos.

La responsabilidad de los avalistas terminaría y finalizaría al vencimiento de dichas prórrogas, por lo cual la responsabilidad no se extendería, salvo pacto en contrario, a los períodos de renovación de los arrendamientos por tácita reconducción, dado que a estas renovaciones se las considera como nuevos contratos y no como prórrogas de los anteriores. Esto último es muy importante porque un arrendamiento renovado por tácita reconducción no es un arrendamiento prorrogado, sino un nuevo arrendamiento, por lo cual si no se hubiera pactado en el contrato original que en caso de renovación del arrendamiento por tácita reconducción la responsabilidad de los avalistas o fiadores fuera la misma, no sería posible extender su responsabilidad posteriormente a este nuevo período de duración del arrendamiento. Esta falta de previsión podría suponer una merma importante en las garantías de los arrendadores.

Facebook Comments