4 abril 2019

Las rentas de alquiler han cerrado el mes de marzo con un incremento del 3,57%, según se desprende del el Índice Actualizador de Contratos de Alquiler (ARCA) de Alquiler Seguro, que ha alertado de que la aprobación del real decreto de medidas en materia del alquiler ha vuelto a desestabilizar el mercado, después de que en febrero se mostrasen claros indicios de moderación de los precios.

De esta forma, un contrato de alquiler firmado en marzo de 2018 con una renta de 600 euros se actualizaría con el índice ARCA de este mes en 621,42 euros. De hecho, el director comercial de Alquiler Seguro, David Caraballo, ha asegurado que la aprobación de este nuevo Real Decreto en materia de vivienda «ha contraído la oferta y ha vuelto a elevar los precios».

«El mercado por sí solo lleva una tendencia a la moderación, pero los continuos cambios legislativos que se están produciendo desde diciembre están desestabilizando un mercado que tiene la capacidad de autorregularse«, ha explicado Caraballo, tras afirmar que «la entrada en vigor de esta normativa ha provocado un aumento artificial de las rentas».

En esta línea, ha recordado que el mercado del alquiler es «muy sensible» a pequeños cambios. «La oferta en algunas zonas es insuficiente para la demanda existente e intervenir el mercado no hace más que empeorar la situación», según Caraballo.

Además, ha resaltado que por la incertidumbre política algunos arrendadores están retirando sus inmuebles del mercado. «Lo que hace falta es una ley de consenso que aporte seguridad jurídica y estabilidad», ha remarcado.

 

La Federación de Asociaciones Inmobiliarias (FAI) teme una nueva burbuja

La Federación de Asociaciones Inmobiliarias (FAI) teme que la convalidación del real decreto de reforma del mercado del alquiler, que salió adelante ayer en la Diputación Permanente del Congreso, provoque una nueva burbuja en el mercado del alquiler.

Para FAI, la decisión tomada por el Congreso «cierra las puertas» a una reforma como proyecto de ley «redactada y tramitada en tiempo y forma y fruto del debate técnico y consensuado» para abordar la problemática del mercado del alquiler español.

Así, la federación ha alertado de que puede haber una reducción de la oferta por esta normativa y un aumento de los precios «para compensar la mayor duración de los contratos y la limitación al IPC de la actualización de las rentas».

De hecho, ha puesto de relieve que ya ha detectado el encarecimiento de rentas y trasvase de oferta al mercado de compraventa, en especial por parte de algunas socimis.

«La nueva normativa no regulará ni ajustará los precios, puesto que, estos podrían incrementarse hasta en un 10% de media en algunos puntos», ha añadido.

Facebook Comments