20 mayo 2020

Instituto de Valoraciones prevé que el modelo de construcción de inmuebles destinados para el alquiler en lugar de la venta, conocido como ‘build to rent’, seguirá cobrando auge tras la pandemia, ya que “se adapta perfectamente a la tendencia que se plantea para el futuro próximo en el sector”, que es más alquiler.

Asimismo, los expertos de Instituto de Valoraciones han explicado que el mayor reto al que se enfrentan los profesionales del sector es el de ofrecer al cliente lo que demanda facilitándole, en la medida de lo posible, todas las gestiones que conlleva una transacción inmobiliaria y afrontando “un importante proceso de digitalización”.

En este punto, han remarcado que gracias a la digitalización se siguen realizando actividades inmobiliarias, pese al estado de alarma, como son visitas virtuales, valoraciones automatizadas o incluso cierre e transacciones mediante la firma de contratos online.

Así, creen que, aunque la decisión de adquirir un inmueble suele ser muy meditada, “todo indica que el tiempo de toma de decisión a la hora de hacer inversiones grandes será mayor, influyendo en consecuencia en el ritmo de las transacciones que se venían registrando en los primeros meses del año”.

De hecho, ven que muy posiblemente esta previsión incidirá con mayor intensidad en lo que respecta a la inversión extranjera o a la inversión de viviendas destinadas a la segunda residencia.

No obstante, aseguran que las previsiones para el comportamiento de los inversores “no son las mismas” y que se espera que en este grupo, “que cuenta con liquidez para invertir”, sea un factor importante en la fase de reactivación del sector.

El director técnico en Instituto de Valoraciones, Ismael Ruiz, ha resaltado que, aunque la actividad del mercado se ha disminuido durante el confinamiento, la búsqueda de “la vivienda soñada” sigue activa en los portales inmobiliarios y que los consumidores optan ahora por viviendas a las afueras de los núcleos urbanos y con jardín.

Facebook Comments